¿Qué hace que una ciudad se convierta oficialmente en Ciudad de la Literatura, como lo son Iowa City, Edimburgo, Dublín o, más recientemente, Barcelona? En el caso de Iowa City, tener el programa de escritura creativa más distinguido de todo el mundo fue un factor importante para su designación, pero no es lo único.  Además de llevar ochenta años enseñando a escribir, Iowa City trabaja por demostrar año tras año su interés en “celebrar y apoyar la literatura tanto en el ámbito local, regional, nacional e internacional así como en conectar escritores y lectores a través del poder de las historias”. Iniciativas como el Iowa City Book Festival, que la semana pasada celebró su octava edición con la presencia de autores como Leslie Jamison, Roxanne Gay, Nathan Hill, y Rick Riordan, entre otros, son prueba de ello.

Uno de los puestos de la Feria del Libro. Imagen del Iowa City Book Festival.

Uno de los puestos de la Feria del Libro. Imagen del Iowa City Book Festival.

El Iowa City Book Festival transforma esta ciudad en lo que todos imaginamos cuando pensamos en el oasis literario que representa en el medio oeste estadounidense. Durante los seis días que duró, del 4 al 9 de octubre, el centro de la ciudad se transformó en un punto de encuentro entre escritores y bibliófilos cumpliendo así el objetivo de sus organizadores de traer a “los mejores autores del planeta” para que compartan momentos con los amantes de los libros, según explicó a los medios locales John Kenyon, director ejecutivo de la organización Iowa City UNESCO City of Literature. Para hacerlo realidad, junto a la Feria de Libros que se instala en el Pedestrian Mall de la ciudad, el Iowa City Book Festival invitó para su octava edición a un centenar de escritores, entre los que se encontraban los 35 autores de la residencia del International Writing Program, y se celebraron más de 60 eventos. Tantos, que este año se amplió la duración del festival dos días más que el año anterior.

Entre estos escritores, destacaron los nombres de los ganadores del Premio Pulitzer Robert Olen Butler, egresado de la Universidad de Iowa y cuya última novela es Perfume River; y Leonard Pitts Jr., quien habló de su tercera novela, Grant Park; así como el escritor Nathan Hill, cuya ópera prima, The Nix, ha sido aclamada por el New York Times y cuyo talento se ha comparado con el de Thomas Pynchon o el de John Irving. No menos esperadas fueron las participaciones de Rick Riordan, uno de los autores de literatura juvenil más vendidos del país, la de la también querida Leslie Jamison, graduada del Iowa Writers Workshop y autora de The empathy exams; así como las diferentes intervenciones del escritor bosnio-americano Aleksandr Hemon, internacionalmente conocido por su obra El proyecto Lázaro, que supuso para algunos críticos “una renovación de la forma de narrar”.  

Sin duda, uno de los momentos clave del festival fue la presentación del premio Paul Engel, que este año fue para la escritora Roxane Gay, autora de la colección de cuentos Ayiti, la novela An Untamed State y de la colección de ensayos Bad Feminist, entre otros. El acto tuvo lugar en la Biblioteca Pública de Coralville, con más de 250 asistentes, con los que Gay compartió su visión del mundo desde su perspectiva como, según sus propias palabras, una “queer black woman, hija de inmigrantes haitianos y escritora que apoya con determinación a las minorías marginadas”.

Si los paneles literarios, los talleres y las lecturas constituyen el núcleo del Iowa City Book Festival, también alrededor de este evento literario giraron numerosos actos con los que se completó la oferta de actividades culturales durante la semana pasada: el espectáculo teatral The Man Who Planted Trees, producido la Puppet State Theatre Company of Scotland, y que durante dos días representó en el Hancher Auditorium la tierna historia de un hombre que, junto a su perro, quiere cambiar el mundo; así como la lectura teatralizada de Iphigenia: Fragments from an Excavation, dirigida por Nina Morrison y co-producida por el UI Center for Human Rights, el UI Theatre Arts Department y el MFA in Translation de la Universidad de Iowa. Una adaptación de la obra del mismo nombre de Eurípides que trata de reflejar la crisis que viven los refugiados en la actualidad, escrita por Irina Patkanian y Lisa Schlesinger.     

Esto no es más que un resumen muy básico (la programación completa y un listado de todos los invitados que han participado en esta edición se pueden encontrar en la web del festival: www.iowacitybookfestival.org), pero sirva al menos para evidenciar la importancia que el Iowa City Book Festival ha ido alcanzando con el paso de los años. Lo que comenzó como un festival de un único día, hoy es una fiesta de la literatura de casi una semana de duración; una fiesta donde la diversidad literaria es un motivo para celebrar y el amor por las letras, el punto de encuentro.