Óscar Hahn

Óscar Hahn.
(Cortesía de Ozzie Díaz-Duque)

Presentamos tres poemas de Óscar Hahn de su nuevo libro en preparación: “Halloween” fue publicado en la revista “Palimpsesto” de Carmona, España, n. 27, 2012; “Especies” y “Moscas y ángeles” nos fueron enviados especialmente por Hahn para ser incluidos como material exclusivo en este número. En ellos se refleja la vena fantástica de su poesía.

Especies

Ellos fueron seres humanos alguna vez

pero después de muchas reencarnaciones

se transformaron en una nueva especie animal

Se comunican conmigo mediante telepatía

en un lenguaje que no tiene signos

y sin embargo de un modo inexplicable

consiguen decirme que ya están aquí

alimentándose de la leche de las terribles nodrizas

 

No aparecen en los tratados de zoología

ni tampoco en los manuales de zoología fantástica

porque son humanos oye

 

Y es así como un día cualquiera

empecé a trabajar para ellos

Mi labor consistía simplemente

en ordeñar a las nodrizas a las 12 de la noche

Acarreaba la leche en numerosos baldes

y los depositaba en las puertas de sus madrigueras

Después al atardecer cuando estaban vacíos

regresaba a buscarlos en mi carreta

tirada por humanoides

 

Los ejemplares de esta nueva especie

son bastante agresivos y tal vez antropófagos

pero a mí me tratan con mucha cordialidad

lo que me hace pensar que en mi próxima reencarnación

voy a ser uno de ellos

 

Hay signos en los tatuajes que se hacen los
adolescentes

en el paladar y en la lengua

Hay signos en la leche que alguien deposita

en la puerta de mi casa

Halloween

Deambulo solo

a altas horas de la noche

Las calles desiertas

mojadas por la lluvia

son espejos negros

que reflejan los esqueletos

de los árboles

 

Que la ciudad esté vacía

no deja de sorprenderme

porque mi mente está poblada

de personajes

Veo

calabazas iluminadas

con ojos triangulares

y sonrisas sin dientes

Adentro Afuera

¿Quién puede saber

la diferencia?

 

Miro las vitrinas

de mi pasado

en busca de disfraces

que ponerme

de disfraces que sacarme

¿Quién me viste?

¿Quién me desviste?

Mis pesadillas no están

en mi interior

pernoctan afuera de mi cuerpo

a veces en el aire

a veces en las paredes

En el mundo exterior

andan brujas y zombies

diablos y vampiros

que pasan por mi lado

 

Fingen que no existo

 

Dicen que mi fantasma

se aparece en las calles

de Iowa City

cuando estoy

en Santiago de Chile

 

Dicen los que espían

por las ventanas

con las luces apagadas

que me ven

deambulando solo

en las noches de Halloween

 

Toco el timbre de una casa

 

Una luz se enciende

Alguien abre la puerta

 

Entonces

el capuchón negro

la máscara blanca

el cuchillo en la mano

 

Trick or treat?

Moscas y angeles

Vi unos angelitos del tamaño de moscas

que volaban en el comedor de mi casa

Haciendo fuerza entre todos

levantaron la tapa del azucarero

Se comían el azúcar a manos llenas

Hartos de dulzura

siguieron volando en círculos

hasta posarse en los vidrios de las ventanas

Las verdaderas moscas los miraban con estupor

y ellos miraban a las moscas

como si fueran otra raza de ángeles

Moscas y querubines despegaban y aterrizaban

en la más perfecta armonía

Pero un día apareció el hombre del matamoscas

y se puso a dar golpes a diestra y siniestra

Yacían sus diminutos cadáveres

tirados por todas partes

Después se presentó un íncubo

con una aspiradora eléctrica

y los fue succionando uno a uno

Así fue como la tierra quedó limpia

de moscas y de ángeles

El hombre y el íncubo regresaron

a las entrañas del submundo

Allí rinden pleitesía a su amo

que es llamado el Señor de las Moscas